¿Por qué es importante recoger bien los datos de tus clientes?

DESARROLLO DE CLIENTES (CRM)

Una estrategia de desarrollo de clientes consiste en capturar datos de clientes actuales para obtener beneficios a través de ellos. Te sirven tanto para fidelizar compradores, como para segmentar tus estrategias de marketing clonando a tus clientes ideales y de mayor valor para tu empresa. Por ello, resulta verdaderamente importante que recojas los datos de tus clientes.

Sin embargo, no todos los datos valen. Tienes que hacer un trabajo específico de pensamiento. En él, deberás analizar qué datos van a ser realmente valiosos para los objetivos de tu negocio. Tras ello, la dificultad reside en ser capaz de capturar y recoger de la manera adecuada esos datos en el sistema de gestión. A esto es a lo que nos referimos con datos de calidad. A que los datos estén incorporados en el sistema de la manera adecuada y podamos utilizarlos para nuestros intereses.

Los datos son la fuente de información de la que van a derivar nuestras estrategias de marketing. Tanto para captar nuevos clientes, como para fidelizar los actuales. Por ello, tienes que prestar especial atención a que no sean de mala calidad. Si tus datos no están bien recogidos o sin inexactos, pueden dificultar los posteriores procesos de tu empresa.

Para la recogida de estos datos puedes basarte en sistemas CRM o de gestión de clientes, que te facilitarán mucho el proceso cuando ya está robusto. Si escoges una herramienta adecuada, intuitiva y fácil de utilizar, los trabajadores de tu empresa tendrán más sencillo recoger los datos de tus clientes. Además, podrás determinar cuáles son los datos de valor que quieres capturar y tendrás toda la información recogida de una manera más unificada y accesible.

Céntrate en conseguir datos de calidad, bien sea a través de un sistema CRM o cualquier otro sistema de gestión propio. Lo importante es que identifiques bien cuáles son los datos de los clientes de mayor valor para tu empresa y que, tras ello, sean recogidos de la manera adecuada.

De esta forma, podrás por un lado adaptar tus estrategias de marketing para capturar los clientes de mayor valor para tu empresa, en base a los datos que has recogido. Además, podrás fidelizar a tus clientes actuales tratando de venderles con mayor frecuencia, o nuevas unidades de producto, para que se conviertan en clientes más rentables. Tu objetivo tiene que ser siempre el de sacar el mayor beneficio posible para tu empresa.

Por otro lado, podrás tomar decisiones sobre tu empresa en base a los datos que has obtenido de tus clientes. Medir te permite gestionar de una forma segura, dejando a un lado las intuiciones. Esos datos te van a dar la posibilidad de observar realidades que probablemente antes no hubieras podido contemplar.

En definitiva, queda demostrado que recoger datos de calidad puede aportar nuevos beneficios para tu empresa. Mientras que recoger datos malos, erróneos o inexactos, puede ser contraproducente para el devenir de tu negocio. Piensa bien qué vas a medir, pero, sobre todo, hazlo de la manera adecuada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *